La decadencia moral de la dictadura cubana

En los últimos tres meses hemos visto constantemente un sin número de denuncias que incluso los alabadores del comunismo les retuerce el estómago.

Ni Sandro Castro, ni Humberto y su campaña de poner parchos, ni la pobre composiciòn de Raùl Torres me han motivado a escribir nada y alguien me preguntaba por què.
Lo de Sandro no es nuevo, no estoy enojado o asombrado por eso, ellos viven asì, es màs que conocido, principalmente en la Habana y fuera de la isla, las nuevas generaciones de los Castro siempre han gustado de exhibir sus lujos, aunque los regañen y se los prohìban los capos mayores.

Un Mercedes no es nada, no comparado con lo que de veras tienen. Es bueno que las personas vean estas cosas, màs de la propia boca de los herederos de nuestra monarquìa, hay algunos aùn con dudas de para què la “Revoluciòn” necesita sacrificios: es para eso, para que “ellos” puedan especular en Mercedes y tengan Clubes y vidas holgadas, cuentas y viajes.


La disculpa? Un halòn de orejas digno de un padre con su pequeño de 3 años. Un castigo para que no se le olvidara que con los juguetes se juega, pero no se enseñan, menos en esta situaciòn, no es educativo para el pueblo, no calma los ànimos exhacerbados, pero es un pescozòn para el muchacho que necesita respetar a sus mayores.


¿Humberto? Periodista no es, cubano tampoco, aunque haya nacido en la isla, buena persona, segùn su tìa….mmm, lo dejo mejor a criterio de quien lo conoce. Ahora, mentiroso, manipulador y aprovechado eso lo es, ¿dònde està la ètica de Humbertico?…en el mismo lugar en que se encuentra su empatìa con el cubano de a pie, su patriotismo y sus “beneficios”.
Patria y Vida por la muerte: desde el tìtulo empezò mal y no estoy hablando de ideologìa, es simple sentido comùn y mi opiniòn personal que no tiene que ser la de todos.

Cuando el arte se condiciona a la obligaciòn de dar una respuesta a un tema musical que resultò un èxito y un himno para el cubano, entonces deja de ser arte. Eso le ocurriò a Raùl Torres, le encargaron la canciòn para minimizar el devastador efecto de Patria y Vida, lo intentò, pero no lo consiguiò, la canciòn de Raùl me suena a un largo discurso de Fidel, a una explicaciòn de Humberto o a una disculpa de Sandro Castro.

No importa lo que èl diga, hay èxitos y fiascos, “Patria y muerte por la vida” no llega a ser ninguno de los dos, simplemente no es canciòn, es un lema rayado y viejo que por lo demàs defiende a los opresores del cubano. Al menos Raùl ya es famoso.
Igual todo esto es el resultado de nuestro problema real: Revoluciòn, gobierno Castro- Canel, socialismo cubano y màs importante aùn; la miseria moral el egoìsmo, la ineptitud y crueldad de todos los que nos gobiernan. En eso debièramos estar centrados.

Pero lo que si es muy cierto es lo apretado que se está poniendo la jugada, porque no hay un sólo día que entremos a las redes y veamos que las manipulaciones comunistas ya no son efectivas y que para ellos la única forma de enfrenta el huracán es oprimido, censurando y maltratando a todos.

PATRIA Y VIDA

Publicado por Roque

Cubano-Español.

A %d blogueros les gusta esto: