Madre cubana:”no me interesa la política pero denuncio”

A veces pensamos ¿Qué ha hecho el sistema de los cubanos que ven la política como algo alejado de sus problemas?

Este es un caso típico el que le traer hoy:

Teresa González es una madre que tiene a su hijo en el servicio militar obligatorio, ella es de Ciudad de la Habana pero su hijo como otros cumplen SMO en otra provincia.

Ella explica que a su hijo le tienen incomunicado prácticamente y que por los cierres de las localidades debido al Covid-19 los padres no pueden visitar a sus hijos. Que no tiene derecho a “pases”, y que ella considera son “jóvenes presos”, que se graduar en el preuniversitario y se ganaron el derecho a la Universidad.

Teresa explica que trató de ver a su hijo en esa unidad que señala es en San José (Mayabeque), sin transporte hizo el esfuerzo de llegar hasta allí a pie caminó 6 kilómetros hasta llegar a un Punto de Control y le pretendieron multar e impidieron el paso a la unidad militar.

Ella se pregunta:¿Por qué o bajo qué derechos separan una madre de su hijo si haber cometido delito alguno?

Pido a gritos como madre que se detengan hechos como estos. Apuntó.

Sólo pido ver a mi hijo cuyo único delito ha sido estudiar y cumplir 18 años en este país, concluyó.

Teresa debería saber que su hijo está en una Unidad Militar del Gobierno dictador, que hace una política de terror desde hace 62 años y que su hijo es víctima de esa política.

Jóvenes del Servicio Militar Obligatorio en Cuba Foto/Internet

Sin dudas, uno de los momentos más temidos por los jóvenes cubanos es el ingreso al Servicio Militar Obligatorio. Muchos trucos han sido inventados y transmitidos de una generación a otra para intentar evadir el trance. En tiempos pasados eran efectivos, ahora no se sostienen.

Hace unos años, te eximían de “cumplir con la Patria” si eras miope, homosexual, tenías pie plano, eras el único sostén de tu madre soltera, eras músico o presentabas un historial médico. En la actualidad, casi nada te salva.

Una vez insertado en las filas –la mayoría de las veces en contra de tus deseos- pasas a ser propiedad de las Fuerzas Armadas Revolucionarias (FAR). “Los muchachos allí están mal. Los jefes abusan de ellos: les ponen castigos ilógicos, como chapear al sol terrenos inútiles, solo para verlos sudar y desgastarse”.

Los militares que están allí en las Unidades de la Habana y Matanzas fundamentalmente son unos frustrados. La mayoría están recién graduados y vienen de Oriente buscando mejorar, pero se topan con que están metidos en un fin de mundo dirigiendo a una sarta de muchachos sin una mínima noción del ejército.

Ante el descontento, crece la inventiva. Los padres costean clases de conducir a sus hijos, a fin de que cuando les toque puedan ser los choferes de algún oficial de alto rango.

Otros hacen cualquier tipo de regalos en las oficinas de captación, a fin de obtener el Anexo 1 y poder contratar al joven en alguna tarea estatal necesaria, para que no puedan llevárselo. “Así machuca hasta los 25 y a esa edad no se lo pueden llevar”.

Durante muchos años el Servicio Militar Obligatorio ha sido criticado hasta por organizaciones internacionales, de allí partieron los más de 2000 jóvenes que murieron en la guerra que se invento Castro en Angola, de allí han salido en ataúd cientos de jóvenes por “accidentes” con armamentos.

Entonces la pregunta: Teresa González ¿es o no es un tema político?

Publicado por Roque

Cubano-Español, mi opinión es simplemente eso.

A %d blogueros les gusta esto: