Madre de Paloma Domínguez reacciona a muertes de bebés en Guantánamo

Yaima Caballero Peralta, madre de la bebé Paloma Domínguez –quien falleció en manos de la potencia médica-, reaccionó ante la muerte de dos infantes en el Hospital General Docente “Dr. Agostinho Neto”, de la provincia Guantánamo.

A través de una publicación la joven madre cubana que perdió a su bebé tras una vacuna que le aplicaron en la isla, lamentó el fatal evento en el que también resultaron afectados otros infantes en el servicio de neonatología.

Yaima Caballero Peralta, madre de la niña Paloma Domínguez Caballero, se mostró afectada y pidió a las madres cubanas romper el silencio ante este tipo de situaciones.

“De verdad no lo puedo creer Dios mío que es esto. A solo un año y medio de que me mataran a mi hijita pasa esto otra vez, no es justo”

escribió Caballero a través de un post que compartió en Instagram

“Sigan callando madres cubanas, sigan callandooooooo y seguirá pasando esto una y otra vez y nadie se hará cargo. Lo siento mucho”, argumentó.

El caso de los dos bebés fallecidos en la provincia de Guantánamo, revivió el caso de la bebé Paloma Domínguez, quien perdió la vida con tan solo un año de edad, después que le suministraran la triple vacuna contra las paperas, la rubéola y el sarampión, el 7 de octubre del 2019.

Tras meses de interponen denuncias, la situación terminó con la salida del país de los padres de la bebé, quienes enfrentaron la presión de las autoridades para abandonar su reclamo de justicia por la muerte de la pequeñita.

Lo último que se conoció sobre el caso de la bebé Paloma Domínguez es que la Fiscalía pidió 12 años de cárcel durante el juicio para la enfermera responsable de vacunar a la pequeña provocando su muerte. En ese momento, los abogados de la enfermera apelaron y aseguraron que “5 a 7 años estaría bien porque ella es la mejor enfermera del mundo”.

Sin embargo, hasta el momento no se ha conocido más sobre el caso de la bebé que murió en la potencia médica solo por aplicarse una vacuna.

La bebé Paloma falleció por negligencia médica en Cuba.

El Ministerio de Salud Pública de Cuba (MINSAP) confirmó este viernes, 9 de abril, el fallecimiento de dos bebés tras la administración de un medicamento en un hospital de Guantánamo. El incidente –que podría considerarse como un acto de negligencia médica- ocurrió el pasado 7 de abril en el servicio de neonatología del Hospital General Docente “Dr. Agostinho Neto”.

La mal llamada “potencia médica” no solo mató a dos bebés, sino que otros dos permanecen en situación crítica. En un escueto comunicado del MINSAP se explica que “después de administrar el tratamiento con un bulbo de Ampicillín a seis pacientes, cuatro presentaron eventos de inestabilidad hemodinámica, que los llevó a la ventilación mecánica”.

Tras el evento asociado a dicho medicamento dos de los bebés fallecieron, sin que se precisara mayor información sobre su edad. Mientras, los dos restantes pacientes se encuentran siendo monitoreados.

“Después de administrar el tratamiento con un bulbo de Ampicillín a seis pacientes, cuatro presentaron eventos de inestabilidad hemodinámica, que los llevó a la ventilación mecánica. Dos de ellos fallecieron, por lo que transmitimos las más sentidas condolencias a los familiares. Los dos restantes pacientes se encuentran críticos estables”indicó el MINSAP

MINSAP designó “comisión” para investigar negligencia médica en hospital de Guantánamo

En una movida para quedar “bien” ante la comunidad internacional por el fallecimiento de ambos menores, el MINSAP informó sobre una Comisión Nacional que actualmente investiga las causas y aseguró “adopta las medidas correspondientes”. Sin embargo, luego del caso de la bebé Paloma, quien falleció tras recibir unas vacunas en otro centro hospitalario, las esperanzas de una investigación profunda son casi inexistentes.

Publicado por Roque

Cubano-Español, mi opinión es simplemente eso.

A %d blogueros les gusta esto: