UNPACU

UNPACU fundadores

En estos días algunos cubanos me preguntan desde la isla ¿qué es UNPACU?, ¿quién es Ferrer?

El 24 de agosto de 2011 se creo la UNPACU. En momento fue otra de las organizaciones que existían dentro de la isla sin embargo poco a poco fue creando su espacio entre los que se oponen al régimen.
UNPACU, o Unión Patriótica de Cuba, es una organización civil nacida en el seno de la represión política imperante en Cuba que sigue abogando, como en su creación, por la lucha pacífica pero firme en contra de cualquier represión de las libertades civiles en la isla de Cuba.

Nació como fruto de la unión de un numeroso grupo de patriotas que llevan muchos años luchando por la libertad y los derechos de todos los cubanos, algunos de ellos expresos políticos, y jóvenes de las nuevas generaciones que se incorporaron a la lucha en los últimos años.
UNPACU se creó la intención de trabajar con todos las personas y organizaciones, de dentro y fuera de Cuba, que aman la libertad y desean profundamente los cambios democráticos en nuestra isla, por los que están dispuestos a luchar mediante la desobediencia no violenta.
UNIÓN PATRIÓTICA DE CUBA ( UNPACU ), como su nombre lo dice, sólo se propuso fortalecer a todos los cubanos dispuestos a dar su aporte de forma pacífica, que no es pasiva.
UNPACU se propuso captar, preparar y llevar a la acción no-violenta a los cubanos en masa.
UNPACU se propone hacer realidad esta frase Martiana : “UNA CUBA CON TODOS Y PARA EL BIEN DE TODOS”, eso es lo que queremos.

La Figura de José Daniel Ferrer

El coordinador general de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU), principal coalición de fuerzas contrarias al Gobierno cubano, conduce su desafío disidente portando el legado y la memoria de su mentor, Oswaldo Payá, cabeza visible de la oposición interna y muerto en 2012 en un extraño accidente de tráfico que despertó sospechas.

José Daniel Ferrer (Palma Soriano, Santiago de Cuba, 1970) estuvo varios años en el Ejército y más tarde fue colaborador del, como él, católico convencido Payá, al que asistió en los trabajos del Movimiento Cristiano Liberación (MLC) y el famoso Proyecto Varela, iniciativa ciudadana en torno a un borrador de ley, amparado por el marco jurídico vigente, que buscaba garantizar derechos elementales, el pluralismo político y mecanismos de democracia representativa. La gran redada policial de 2003, pasada a los anales de la disidencia como la Primavera Negra, le convirtió en uno de los procesados del Grupo de los 75. Sentenciado como sus compañeros por actos contra la nación y el Estado al socaire de la Ley 88, su pena fue de 25 años, de los que cumplió la tercera parte al ser mandado a casa en marzo de 2011 con una licencia extrapenal, fórmula no redimidora aplicada a los reos que se negaban a instalarse en España y exigían su liberación incondicional.

Al poco, en agosto de 2011, Ferrer, resuelto a proseguir su “lucha pacífica por las libertades civiles, los derechos humanos y los cambios democráticos” en la isla junto con su hermano Luis Enrique, presentó la UNPACU a fin de aglutinar a las numerosísimas organizaciones de la disidencia y la oposición interna, hasta entonces bastante dispersas. Con Ferrer de secretario ejecutivo, Félix Navarro de coordinador general y Guillermo Fariñas de portavoz, la UNPACU, pese a las grandes dificultades operativas, tuvo bastante éxito en la captación de miles de afiliados. Sin embargo, a finales de 2014, coincidiendo con el giro aperturista de la Administración Obama en las relaciones Washington-La Habana, las divergencias internas, de índole estratégico y también de carácter personal, sumieron en una crisis a la organización, a la que dieron portazo los dos socios citados y otros integrantes destacados.

En 2016 Ferrer, en compañía de Fariñas y otros disidentes, sostuvo una reunión con el presidente Obama en la Embajada estadounidense en La Habana y al poco le fue permitido viajar a Miami y realizar una gira internacional, pero su trayectoria posterior ha sido complicada. En 2017 se declaró en huelga de hambre alarmado por el “constante incremento de la represión”, en mayo de 2018 fue arrestado en el Aeropuerto de Holguín y en agosto siguiente pasó dos semanas en prisión provisional acusado de “asesinato en grado de tentativa”, de resultas de un incidente vehicular con agentes del Ministerio del Interior. El opositor, que en ocasiones ha coqueteado con la estética militarista, despidió 2018 haciendo campaña en favor del voto negativo en el próximo referéndum constitucional y anunciando que su partido denunciaría al régimen cubano ante la Corte Penal Internacional. La última acción de Ferrer acaba de concluir con una huelga de más de 20 días por el cerco que tenía la policía política a la sede de la UNPACU.

Foto/José Daniel Ferrer

Más información: UNPACU


Publicado por Roque

Cubano-Español.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: